lunes, 8 de abril de 2013

En estos tiempos tan difíciles para las expresiones de LGBTI, no estaría de más una revisión de nuestro trabajo a profundidad - afirma el activista Ebén Díaz


Sobre los recientes hechos ocurridos en el país con relación a la prohibición vertida por el vicecanciller nica Valdrack Jaentschke al Ministro consejero de la Embajada de Noruega, el señor Ole Overaas de continuar facilitando recursos a ONG´s, movimientos y expresiones de LGBTI (lesbianas, gays, bisexuales, Trans e intersexuales) de Nicaragua por ser este un tema ´sensible y delicado´, quisimos conocer la reacción del activista Ebén Díaz - quien emitiera una reacción a manera de protesta por considerar que lo actuado por el señor Jaentschke es una clara violación al derecho de las personas LGBTI a trabajar con la cooperación internacional -, sobre algunos puntos de interés sobre el tema.

Ebén podrías indicarnos cuáles son los hechos más evidentes que han salido a la luz producto de lo ocurrido recientemente entre el gobierno de Nicaragua, la cooperación internacional y las expresiones de LGBTI del país?
¨El abuso cometido por el gobierno de Nicaragua, a través del señor vicecanciller, constituye una muestra fehaciente de la homofobia de Estado institucionalizada ahora en Nicaragua. Además es una muestra del claro interés del gobierno de Daniel Ortega de impedir el trabajo de las distintas expresiones sociales no articuladas bajo su discurso ni en su dominio y de hacerlas desaparecer totalmente emulando clara e idénticamente una práctica Facista. Resulta curioso que la Procuradora de Diversidad Sexual Samira Montiel, quien se supone debe defender los derechos de las personas LGBTI, no ha emitido ningún comunicado al respecto y su silencio podría ser una muestra clara de su posición ante la situación. Si bien he tenido la oportunidad de hablar con ella esta semana en dos ocasiones, insisto en que ni ella ni su despacho han emitido ningún comunicado oficial sobre esta situación, aunque dándole el beneficio de la duda, suponemos que debe ser porque ella está esperando la posición oficial del Procurador de Derechos Humanos, Omar Cabezas, quien prometió una entrevista ante lo ocurrido. De igual manera el silencio - casi a manera de ocultar algo feo - que han mantenido las organizaciones que originalmente fueron afectadas por la ´orden´ del gobierno a quienes les hice un fuerte reclamo porque no debieron haberse quedado calladas sino que debieron haberlo informado al resto de la comunidad LGBTI del país de manera inmediata, lo que alimenta y mantienen mi opinión de lo desarticulado que está el movimiento en función de intereses muy pero muy particulares. También por la posición tan cómoda de la cooperación internacional que siempre pretende mantener una posición de ´no joderse la vida´ de forma que los ´platos rotos´ los pague el activismo LGBTI del país.¨

En tu opinión, qué interés particular tienen las expresiones de LGBTI del país sobre lo ocurrido?
¨No puedo negar que algunas de las distintas expresiones de LGBTI han avanzado bastante. Inclusive algunas de ellas ya hasta han pasado por procesos de auditoría social que les han certificado como organizaciones que han sabido conducir su actuar con responsabilidad ante donantes y beneficiarios de sus proyectos. Eso es digno de alabar y considero que algunas de ellas deberían seguir siendo sujetas de la cooperación sin necesidad de pasar por el filtro de la dependencia de ONG´s a través de las que canalicen fondos para sus proyectos en lugar de ser sujetas directas de los mismos. Sin embargo también existen otras expresiones de LGBTI que dejan mucho que desear: solo han servido para entorpecer el avance del movimiento en su conjunto, algunas incluso han tenido imputaciones de robo y de malversación de fondos, estafas y ni qué decir de los desastrosos resultados que han rendido. Yo creo que ante la situación ocurrida debemos apresurar y priorizar ahora más que nunca los procesos de auditoría social a los que tanto le temen algunas personas y expresiones de LGBTI. En mi opinión, ese miedo y pavor que tanto evidencian, a través de una continua resistencia y negación a pasar por procesos de auditoría social, no es sino una muestra más que evidente de que algo ocultan y de que saben perfectamente que si tienen que pasar por estos procesos, saldrán muy mal paradas. Lo mismo puedo decir de las prácticas de monitoreo y evaluación de los distintos proyectos que manejan las distintas expresiones, misma que, curiosamente, es casi nula o inexistente - por propia conveniencia creo yo - en la mayoría de las distintas articulaciones y expresiones de LGBTI. En estos tiempos tan difíciles para las expresiones de LGBTI, no estaría de más una revisión de nuestro trabajo a profundidad.

Esto que he comentado anteriormente da cabida y justifica perfectamente mi siguiente planteamiento que va por el orden de la participación individual. Creo que, en efecto, ahora más que nunca se debe priorizar el apoyo a otras expresiones que no sean necesariamente grupales porque hasta ahora, luego de tantos años, los resultados han sido insuficientes y se deben explorar otras vías de participación que tradicionalmente han sido relegadas a segundo plano y a las que, inclusive algunos líderes de grupos LGBTI se ufanan de querer negar participación tratando de justificar un discursete de negación de la participación individual olvidando que el fin último son las personas y sus derechos y no los grupos. Ahora más que nunca la experiencia nos demuestra que el accionar de los individuos que demuestren capacidades suficientes de actuar debe ser capitalizado como un recurso único y altamente apreciable. No podemos seguir engañándonos sobre el hecho que los grupos y movimientos de LGBTI son ´todopoderosos´ y el ´non plus ultra´ de la expresión LGBTI porque eso es totalmente falso. Se deben revisar y valorar las distintas capacidades de muchas personas que perfectamente pueden aportar a la causa desde su activismo sin necesidad de tener que contar con la ´bendición´ de ningún grupo o movimiento pues entonces se limita la participación y se contradice con el discurso de defensa de los derechos humanos de las personas que tanto hemos escuchado.

Por otro lado quiero volver a referirme a algo que mencioné antes: creo firmemente que ya es hora que la cooperación internacional favorezca realmente con apoyo directo y sin intermediarios de ningún tipo, el actuar de las expresiones de LGBTI que realmente demuestren un trabajo serio y de impacto. Basta ya de que tengamos que estar sujetos a condicionamientos burocráticos establecidos por tecnócratas y burócratas ajenos a nuestras realidades porque lo único que logran es limitar el trabajo de las distintas expresiones. ¿Por qué tenemos que tener ´intermediarios´ que administren los pocos fondos que nos facilitan? Definitivamente si no creen en nuestras capacidades para administrar fondos y ejecutar proyectos entonces creo que el activismo LGBTI debe buscar otras alternativas pues no tenemos por qué tener ´nanas´ que nos cuiden en todo momento porque entonces nunca nos permitirán ser responsables de nuestro propio actuar ni de nuestro propio destino. Si de verdad tienen la voluntad de cooperar y apoyarnos como pares, entonces por qué tenemos que tener intermediarios?¨ - concluyó el activista.

Fuente: entrevista concedida por el activista Ebén Díaz.

No hay comentarios:

Publicar un comentario