viernes, 3 de septiembre de 2010

Entrevista hecha a Lolkin Castañeda, activista lésbica mundialmente conocida.



CHN:

1.- LolKin, crees que los y las activistas LGBTI actuales en realidad tienen bien definido un horizonte claro (con metas claras) hacia donde se debe enrumbar el activismo local, regional y mundial? O más bien consideras que en el activismo LGBTI actual cada quien se dispara por donde se le ocurre? Cómo es en el caso de las activistas lésbicas?

Lolkin:

Yo creo que la clave de un movimiento social es que un caso se convierte en una causa, esto significa que existen distintas prioridades de acuerdo a las identidades y todos los temas que atraviesan (edad, cultura, religion, situacion economica, etc). En ese sentido, si hablaramos de prioridades, la pregunta sería ¿de salud para lesbianas, de salud para trans, de salud para gays, de salud para gays jóvenes, de salud para madres lesbianas...? Estoy segura que tenemos temas y prioridades en las que podemos converger, siempre y cuando haya un proceso de discusión colectiva que permita definir ejes de acción concretos, en los cuales podamos sumar esfuerzos.

CHN:

2.- A qué premisas principales y fundamentales debe responder un activismo eficaz y eficiente? Bajo qué criterios se debe definir una incidencia política eficaz dentro del activismo LGBTI y particularmente dentro del activismo lésbico?

Lolkin:

La premisa de la que parto en términos personales es, con base en el bien común y con la fuerza de las acciones colectivas. Hay temas en los que mucha gente quiere sumarse pero con imposición, sin reconocer otras propuestas o liderazgos, ello termina por romper el trabajo conjunto. Me parece importante generar argumentos suficientes para impulsar una nueva forma de apropiarnos de nuestros derechos, tendiendo puentes hacia otros sectores y abrir el guetho para incidir legislativamente, desde una lógica de pluralidad.

CHN:

3.- Cuáles crees que son los retos a futuro del movimiento LGBTI mundial en un contexto en el que ahora se ven más los avances y alcances de nuestro activismo y en el que los logros son cada vez más sorprendentes, pero también en el que los obstáculos también parecen cada vez más infranqueables sobre todo cuando hay mucha más resistencia a tolerar actualmente? Cómo ha sido esto en el caso de México desde que se aprobó la ley de sociedades de convivencia en el D.F. y ahora que México vuelve a ser referente para que aprueben leyes similares en otros estados del país y en otros países de la región?

Lolkin:

Creo que los retos tienen que ser definidos regionalmente y tomando en cuenta la organización social. Es cierto que el impulso internacional nos da muestras y nos pone retos a seguir, sin embargo, teniendo claro que solo en 30 paises -de los 220- hay algun reconocimiento de hecho o matrimonio, creo que la ruta pasa por comenzar a hablar del tema, no creo que lo temas vengan de afuera hacia adentro, más bien creo que adentro se puede medir la fuerza. Particularmente en México ha sido tema nacional el de matrimonio civil, la clave fue la colectividad que nos reunimos a arropar el tema, incluso de las voces conservadoras de lesbianas y gays, quienes por no perder el poder, se opusieron a la reforma.

CHN:

4.- LolKin, entendemos que próximamente se realizará la Conferencia Mundial de ILGA en Brasil. En tu opinión, cuáles serán las próximas prioridades que debería definir la Conferencia Mundial para el activismo y accionar de ILGA para los futuros años como referente regional y mundial, sobre todo en cuanto al activismo Trans?

Lolkin:

El tema trans tiene grandes retos, por un lado el activismo es muy joven de pronto, la ausencia de formación política define retos complicados. Me parece que tendría que haber un acompañamiento colectivo para compartir la experiencia. Creo el otro gran tema sigue siendo el de las lesbianas, quienes seguimos subsumidas por ser mujeres y por ser lesbianas, además de la reproducción de la discriminación, lesbofobia y misoginia al interior del movimiento.

Foto: Tomada del facebook de Lolkin en: facebook.com/lolkin

No hay comentarios:

Publicar un comentario